MIGUEL DE CERVANTES – POEMAS ESPAÑOL.

EL EXPONENTE MÁXIMO DE LA LITERATURA ESPAÑOLA.

Hablar de la obra y poemas de Miguel de Cervantes y Saavedra es hablar de un genio en la escritura. Su máxima expresión, como todos sabemos, es EL INGENIOSO HIDALGO DON QUIJOTE DE LA MANCHA, conocido popularmente como EL QUIJOTE. Catalogado como la primera novela moderna y tan popular que sólo La Biblia tienen más ediciones que él y eso dice mucho.

Aunque se desconoce su fecha exacta de nacimiento se suele decir que nació el 29 de septiembre (El día de San Miguel Arcángel) de 1547 y partió el 22 de abril de 1616. Su padre fue Rodrigo de Cervantes y su madre Leonor de Cortinas.

¿Poeta? Con toda seguridad y sin lugar a duda. Podemos apreciar la calidad de los poemas de Cervantes precisamente en El Quijote donde, por ejemplo, escribe a Dulcinea del Toboso. Él fue definitivamente un genio creador de obras originales. Creo un genero nuevo: la novela polifónica, escribió otras de teatro. Otra gran obra de Cervantes fueron la novelas ejemplares.

Si quiere saber más sobre este genio lo puede hacer aquí: MIGUEL DE CERVANTES.

MIGUEL DE CERVANTES, poemas Español.
MIGUEL DE CERVANTES.

POEMAS DE AMOR DE MIGUEL DE CERVANTES.

A DULCINEA DEL TOBOSO.

¡Oh, quién tuviera, hermosa Dulcinea,
por más comodidad y más reposo,
a Miraflores puesto en el Toboso,
y trocara sus Londres con tu aldea!

¡Oh, quién de tus deseos y librea
alma y cuerpo adornara, y del famoso
caballero que hiciste venturoso
mirara alguna desigual pelea!

¡Oh, quién tan castamente se escapara
del señor Amadís como tú hiciste
del comedido hidalgo don Quijote!
Que así envidiada fuera, y no envidiara,
y fuera alegre el tiempo que fue triste,
y gozara los gustos sin escotes.

GALATEA.

Tanto cuanto el amor convida y llama
al alma con sus gustos de apariencia,
tanto más huye su mortal dolencia

quien sabe el nombre que le da la fama.


Y el pecho opuesto a su amorosa llama,

armado de una honesta resistencia,

poco puede empecerle su inclemencia,

poco su fuego y su rigor le inflama.

Segura está, quien nunca fue querida

ni supo querer bien, de aquella lengua

que en su deshonra se adelgaza y lima;

mas si el querer y el no querer da mengua,

¿en qué ejercicios pasará la vida

la que más que al vivir la honra estima?

EL CASTO ARDOR DE UNA AMOROSA LLAMA.

El casto ardor de una amorosa llama,

un sabio pecho a su rigor sujeto,

un desdén sacudido y un afecto

blando, que al alma en dulce fuego inflama,


el bien y el mal a que convida y llama

de amor la fuerza y poderoso efecto,

eternamente, en son claro y perfecto,

con estas rimas cantará la fama,


llevando el nombre único y famoso

vuestro, felice López Maldonado,

del moreno etíope al cita blanco,


y hará que en balde de laurel honroso

espere alguno verse coronado

si no os imita y tiene por su blanco.

OTROS POEMAS DE MIGUEL DE CERVANTES.

BUSCO EN LA MUERTE LA VIDA

Busco en la muerte la vida,


salud en la enfermedad,


en la prisión libertad,


en lo cerrado salida
y en el traidor lealtad.


Pero mi suerte, de quien


jamás espero algún bien,


con el cielo ha estatuido,


que, pues lo imposible pido,


lo posible aún no me den.

A UN VALENTÓN.

Un valentón de espátula y gregüesco


que a la muerte mil vidas sacrifica,


cansado del oficio de la pica,


mas no del ejercicio picaresco,


retorciendo el mostacho soldadesco


por ver que ya su bolsa le repica,


a un corrillo llegó de gente rica


y en el nombre de Dios, pidió refresco.


Den voacedes, por Dios, a mi pobreza


–les dice–, donde no, por ocho santo

s
que haré lo que suelo sin tardanza.


Mas uno que a sacar la espada empieza


¿Con quién hablale dijoel tragacantos?


Si limosna no alcanza,

¿qué es lo que suele hacer en tal querella?


Respondió el bravonel: Irme sin ella

BAILAN LAS GITANAS.

Bailan las gitanas,
míralas el rey;
la reina, con celos,
mándalas prender.

Por Pascua de Reyes
hicieron al rey
un baile gitano
Belica e Inés.
Turbada Belica,
cayó junto al rey,
y el rey la levanta
de puro cortés;
mas como es Belilla
de tan linda tez,
la reyna, celosa,
mándalas prender.

AL TÚMULO DEL REY

«¡Voto a Dios que me espanta esta grandeza
y que diera un doblón por describilla!
Porque ¿a quién no sorprende y maravilla
esta máquina insigne, esta riqueza?

»Por Jesucristo vivo, cada pieza
vale más de un millón, y que es mancilla
que esto no dure un siglo, ¡oh gran Sevilla!,
Roma triunfante en ánimo y nobleza.

»Apostaré que el ánima del muerto,
por gozar este sitio, hoy ha dejado
la gloria donde vive eternamente».

Esto oyó un valentón y dijo: «Es cierto
cuanto dice voacé, seor soldado,
y el que dijere lo contrario miente».

Y luego, in continente,
caló el chapeo, requirió la espada,
miró al soslayo, fuese y no hubo nada.

A LA GUERRA ME LLEVA


A la guerra me lleva
mi necesidad;
si tuviera dineros
no fuera en verdad.

ELOGIO A GÓNGORA.

Aquel que tiene de escribir la llave,
con gracia y agudeza en tanto estremo,
que su ygual en el orbe no se sabe

es don Luis de Góngora, a quien temo
agraviar en mis cortas alabanças,
aunque las suba al grado más supremo.

DON BELIANÍS DE GRECIA.

Rompí, corté, abollé, y dije e hice
más que en el orbe caballero andante;
fui diestro, fui valiente y arrogante,
mil agravios vengué, cien mil deshice.

Hazañas di a la fama que eternice;
fui comedido y regalado amante;
fue enano para mí todo gigante,
y al duelo en cualquier punto satisfice.

Tuve a mis pies postrada la Fortuna
y trajo del copete mi cordura
a la calva ocasión al estricote.

Mas, aunque sobre el cuerno de la luna
siempre se vio encumbrada mi ventura,
tus proezas envidio, ¡oh, gran Quijote!

Si gusta leer más poesías hágalo aquí: ĪNDICE DE POETAS.
Si prefiere mitos hágalo aquí: ÍNDICE DE MITOS.

Add a Comment

error: Content is protected !!